7 pasos para ejercer liderazgo e influencia en las personas

 El liderazgo representa entre otras cosas ser agente de transformación para tus colegas, compañeros, empleados, aprendices o usuarios, a partir de la acción de influenciar con estrategia.

Por:  Mtro. Gerardo Molina

La sabiduría convencional nos dice que no podemos cambiar a las personas. Ciertamente, no podemos hacer que alguien que no está dispuesto a cambiar, cambie. Los resultados de nuestros esfuerzos para dirigir diferentes acciones, comportamientos o pensamientos no serán inmediatos, ni garantizados ni sucederán precisamente como nos imaginamos.

Para generar un cambio o transformación entre tu equipo o colegas es necesario considerar ciertas acciones que tienen un impacto favorable en las personas a quienes se desea influenciar.

En este artículo les comparto 7 pasos para influenciar a otros:

1. Apoyar

Si tu colega, empleado o usuario está contemplando un cambio riesgoso o difícil, hazle saber que vas a proporcionarle apoyo para ayudarle a enfrentar el cambio.

Prepáralo para lo que se avecina sin disuadirlo de comenzar. Entiende las decisiones a las que se enfrentará y ofrece puntos de vista para la incursión de determinadas cuestiones fuera de tu control. Anticipar posibles problemas y tener una estrategia para hacer frente a las crisis.

Antes de prometerle tu apoyo, sin embargo, asegúrate de que:

  • Tu compañero esté comprometido con el cambio.
  • Que ya han logrado lo que se pretende hacer. Compartir los conocimientos de dominio es tan crucial para su éxito como su estímulo y lo que necesitará para tener éxito.

2. Enseñar

Dar instrucciones prácticas y compartir nuevas ideas de una manera reflexiva se pasan por alto con frecuencia, pero son maneras fáciles de influir en el cambio. La falta de habilidades y conocimientos en un área determinada se interpreta a menudo como la resistencia a la implementación de nuevos cambios o a la creación de un entorno diferente. Pero esta interpretación puede ser errónea.

Tu colega o empleado puede estar intimidado por los cambios de ejecución, después de haber intentado y fracasado varias veces. O quizá no hayan tenido el tiempo para dedicarlo al aprendizaje de las habilidades necesarias. Ayúdalo a superar la curva de aprendizaje. Comienza con lo básico. Construye sobre los conocimientos que ya tiene y de ahí apóyalo hasta que sea capaz de hacer cambios por su propia cuenta.

3. Confrontar

Si se observan conductas inadecuadas o destructivas, debes decir algo. Indícale claramente lo que es cuestionable o inaceptable. Hazle saber que tú no estás juzgando, sino trayendo los problemas a su conocimiento, advirtiéndole sobre las consecuencias y haciendo un esfuerzo para revertir los patrones de pensamiento potencialmente negativos.

Ilustra los resultados basados en su dirección actual. Si has sido un asesor de confianza y consejero leal, se dará cuenta de que este tipo de acciones equivocadas conducen a los mismos resultados que ha estado tratando de evitar. Tu orientación lo inspirará para trazar un rumbo diferente para el logro de sus metas.

4. Divide y vencerás

Entrena a tu colega y colaboradores para diseccionar los problemas y hacer frente a las barreras del éxito, una por una.

Si los problemas se agrupan, que a menudo así es, el obstáculo más importante parece casi imposible de resolver. Reconocer que hay muchos temas involucrados en una misma situación, es el primer paso importante en la instigación de cambio.

Sondea el problema y resuelve lo que vaya surgiendo primero. Como las cosas se vayan resolviendo, ofrece ideas para ayudar a abordar cada tema, uno a la vez. Con este proceso se lleva a cabo un gran avance que allana el camino para la superación de otras cuestiones más complicadas.

A menudo lo que parecía ser un desafío que requiere un cambio dramático, es un conjunto de problemas que pueden ser manejados por la aplicación del pensamiento analítico sencillo.

5. Confesar

Admitiendo sus imperfecciones y fracasos crea la atmósfera para el diálogo sincero, que puede conducir a epifanías y al cambio. Este enfoque puede ser contrario a la intuición, pero es muy eficaz para la persona segura que opera en una cultura organizacional fuerte, que valora la transparencia y el crecimiento.

Si tu colega por lo general ha trabajado con los que pregonan éxitos al mismo tiempo que ocultan los errores y frustraciones, puede desarrollar fácilmente la impresión de que la iniciativa tiene éxito o fracaso, creyendo incluso que un proyecto está o bien bendecido por la suerte o arbitrariamente maldito por el universo. Pero si escucha a los que son honestos acerca de las dificultades y triunfos, va a obtener un mejor entendimiento de cómo lograr el éxito empresarial. Comprender la necesidad de revisar y ajustar los planes de negocio o métodos profesionales inspira el deseo de un cambio significativo.

6. Desafiar

Desafía a tu compañero a salir de su zona de confort. El propósito no es empujarlo a hacer algo que desprecia, sino impulsarlo lo suficientemente como para llevar a cabo con seguridad sus objetivos.

Anima a tus colegas a que tomen las medidas necesarias para mejorar sus líneas de productos, su estilo de liderazgo de ventas, sus relaciones profesionales, sus métodos de trabajo. Hazles saber que es plenamente capaz de transformar su negocio, pero tendrá que hacer cambios específicos para alcanzar su potencial.

7. Paso atrás

Se claro acerca de su posición sobre los cambios que tu creas que tu colega tiene que hacer. Pero no lo obligues a cambiar. En cambio, dale la libertad de seguir igual. Dado el tiempo para poner en práctica sus propias opciones, él mismo podrá concluir que necesita para hacer cambios con el fin de lograr los resultados deseados.

*Gerardo Molina Cisneros es Licenciado en Comunicación Organizacional por la Universidad Iberoamericana; cuenta con una Maestría en Administración de Negocios otorgada por la Universidad de Tulane, en New Orleans; tiene varios diplomados en Sistemas de Calidad; Gestión Directiva, Desarrollo Organizacional y Recursos Humanos en las Universidades de Berckley, Georgetown, IPADE, UIA e ITESM. Candidato a PHD.

 

ACTUALÍZATE Y CRECE TU POTENCIAL Cursos y diplomados de Educación Continua 

Quizá te interese